Bienvenidos a nuestro espacio para eventos de empresa en Les Corts. Contar con la opción de alquilar un restaurante privado puede ser un recurso excelente para organizar tus eventos de empresa. Al fin y al cabo, este tipo de instalaciones ya tienen el tamaño y las condiciones adecuadas para que muchas personas se reúnan en él. Y para que puedas pasar un rato agradable en compañía, con diferentes planes que puedan ir surgiendo. Te explicamos todas las ventajas de apostar por esta idea.

¿Qué buscar en un espacio privado?

Si eres el responsable de una empresa y quieres hacer un evento para tus empleados, tienes un sinfín de opciones. ¿Va a ser un evento de carácter lúdico o, por el contrario, funcionará como un espacio formativo? ¿Cuántos vais a ser? ¿Qué tipo de local necesitáis?

Hay actividades, tipo networking, que pueden consistir en ir a un scape room, por ejemplo. Sirven mucho para técnicas de teambulding y construir un equipo más unido. Sin embargo, también tienes otras opciones, y es que un afterwork que consista en tomarse unas cañas o disfrutar de unas tapas vendrá genial para que vayan surgiendo relaciones más sólidas entre tus empleados. Lo que obviamente se traducirá en trabajadores más eficientes y compenetrados.

Así pues, son muchos los planes que se pueden hacer, y veremos algunas opciones más adelante. Sin embargo, hay un punto que hay que tratar primero, y es que: ¿qué pedirle al sitio que vayas a reservar? Veamos aquí algunos requisitos:

  • Que tenga el tamaño adecuado. Para que, de esta manera, puedan entrar todos los invitados y estar en su interior con comodidad. Es mejor que sobre el espacio a que falte. Por lo tanto, un sitio que sea un restaurante será ideal para cualquier evento de empresa que quieras hacer.
  • Que tenga versatilidad para el acto que quieres llevar a cabo. No solo de espacio, también de horarios, personal o incluso de flexibilidad de planes. Puedes organizar un desayuno, una copa con tapas, etc. Estas opciones son interesantes y te conviene no rechazar ninguna directamente.
  • Que tenga un buen servicio. Es decir, que el equipo de trabajo que haya en él sea de fiar, para que puedas depositar toda la confianza en ellos y asegurarte de que tus invitados van a recibir un servicio excelente, que seguro que les encantará.
  • Que te dé garantías. Aunque esto es algo más abstracto, es útil pensar en que vas a necesitar de un local que te garantice el bienestar del evento. Por lo tanto, elige un sitio que te genere confianza.

¿Qué eventos de empresa puedes organizar?

Ya hemos visto que pueden ser varios, y muy diferentes. Nosotros apostamos por la idea más obvia: algo relacionado con la gastronomía. Y es que comer no solo es algo que le encanta a todo el mundo. También es una excelente oportunidad para establecer lazos, nuevas relaciones y conseguir un equipo más cohesionado y en nuestro espacio para evento de empresa lo conseguiréis.

Ahora vamos a ver algunos pasos para organizar tu evento que te serán de utilidad para cuando llegue el gran día:

  • Ten el horario marcado. Que todo el mundo sepa cuándo empieza y cuándo termina. Y asegúrate de que el tiempo es más que suficiente para aquello que quieres hacer ese día. De hecho, si haces una reserva, es mejor que sobre a que te quedes corto. Aunque tampoco haya que pasarse de tiempo
  • Avisa con antelación a todos los asistentes. Para que se puedan preparar para ese día. Ya sea cancelando planes, consiguiendo una ropa adecuada o, sencillamente, mentalizándose de la fecha para acudir con margen. Esto determinará el éxito de la reunión que vayas a organizar.
  • Ten preparado el timing. Un evento tiene la obligación de tener ritmo Y, al final, eso es algo que va marcando el cabecilla. Hace falta una dirección que indique a todos los asistentes qué pasos hay que ir dando, o en qué momento del evento se está. Por eso, no es que sea necesario un ensayo, pero sí una preparación previa. Arregla bien la logística para controlar correctamente todo lo que vaya a suceder.
  • Asegúrate de que sea un evento para todo el mundo. Te ponemos un ejemplo muy claro, si eliges nuestro restaurante o decides ofrecer una cena a tus empleados, pregunta primero quién es vegetariano o vegano para que haya una opción de menú para ellos. Puede parecer obvio, pero muchas veces no se tiene en cuenta que no todo el mundo es igual. Por eso, una buena manera de que este tipo de cosas no suceda es permitiendo que los propios asistentes elijan sobre cómo vaya a ser el evento. En este caso, dándoles responsabilidades a la hora de seleccionar el menú.

¿Por qué apostar por el alquiler de un restaurante?

Ahora que tienes ya más o menos trazado el evento que vas a organizar, te queda solo la difícil misión de elegir el espacio adecuado para ello. Y un tipo de local que siempre encaja bien en las reuniones de empresa son los restaurantes, ¿quieres saber por qué?

Para empezar, podemos ofrecerte flexibilidad en el espacio para evento de empresa. Puede centrarse en una cata, en una comida, una cena o un tapeo. Esto da mucha libertad. Y, en función de la cohesión de tu equipo, puede ser más o menos informal, dependiendo también de los objetivos que persigas con él.

A la vez, tiene un tamaño amplio, por lo que es fácil moverse por él y situar las mesas o a los invitados a placer. También, es cierto que pueden entrar muchos comensales. Así que, sea como sea tu empresa, seguro que encuentras sitio suficiente para tus empleados.

Además, nuestro equipo tiene ya experiencia en cómo tratar con empleados y de qué manera podemos ofrecerles el mejor servicio posible. Nuestra experiencia, por lo tanto, nos avala para darte un buen servicio. Nuestro espacio para evento de empresa no os defraudará.

En conclusión, un restaurante privado puede ser el espacio adecuado para organizar tu evento de empresa. Podrás adaptar el acto al espacio, animar a que tus empleados vayan estableciendo una buena relación, y, cómo no, disfrutar de la mejor gastronomía. ¿Te animas? Pues contáctanos ya, estaremos encantados de ver qué nos propones.

Puedes encontrarnos en Instagram como @grupxativa.